viernes, 22 de agosto de 2014

#LITERATURA: Las uvas de la ira, el dolor y el hambre en los años 30 / *****


Premio Nobel de literatura en el año 1962, fue una obra muy polémica en el año de su publicación por considerarse muy transgresora. En su crudeza y honestidad, en la piedad que despierta en Steinbeck los desfavorecidos radica la importancia cultural y humana de Las uvas de la ira, consagrada como la obra más importante del autor y de la literatura universal.

Narra la historia de una familia de Oklahoma que por falta de medios y de trabajo, se ven obligados a tomar todas sus posesiones y migrar a California. Durante el viaje y la llegada, el escritor desmembra de manera habilidosa los sentimientos, problemas y situaciones extremas que los Joad sufren en sus propias carnes. No es más, en realidad, que una dura crítica social a la pobreza de entonces que, sin dificultad alguna, se puede traspasar a lo que se está viviendo hoy en día.

Sobresale de Las uvas de la ira su exquisita descripción, considerándose una de la literatura descriptiva agrícola más hermosa que se conoce. Tan sólo el inicio cala hasta los huesos, de manera visual y también dolorosa. Tom Joad, hijo de la familia, será el encargado de encaminarnos durante gran parte del hilo argumental. Tommy se trata de un hombre joven, fuerte y perturbado, que no comprende cómo es posible que se le hayan aputado las posibilidades de vivir y trabajar dignamente. Sus ansias de seguir, de proteger a su familia y su valentía, serán razones claves en los progresos que los Joad consigan hacer.

Otra característica muy interesante de la novela es un capítulo de transcción entre cada uno. Fragmentos más breves, escritos en segunda persona la mayor parte, que obtienen un monólogo interior, o una descripción, o un intercambio de diálogos sin guiones, que hacen aclaraciones sobre diferentes circunstancias a la que se sometía a los emigrantes y agrícolas que se echaron a la carretera en busca de un trabajo. La mayoría de estos capítulos resultan cruciales.

Es, sin lugar a dudas, una de las imprescindibles para cualquier lector que se precie, o para cualquier persona con inquietudes sociales. Una obra que nos permite abrir los ojos a una realidad semejante a al que se vive en la actualidad, que nos llena de ira y de frustración. Y que nos reporta poco consuelo. Pero es sumamente maravillosa.

LO MEJOR: La bellísima narración.
LO PEOR: Nada.

Consulta aquí su enlace a Librofilia